domingo, 6 de noviembre de 2016

YO, DANIEL BLAKE

 
 
Director:  Ken Loach
Guión: Paul Laverty
Música: George Fenton
Fotografía: Robbie Ryan
Reparto: Dave Johns, Hayley Squires, Natalie Ann Jamieson, Colin Coombs, Bryn Jones, Micky Micky MacGregor, John Sumner, Briana Shann, Rob Kirtley, Mick Laffey
Productora: BBC / BFI / Sixteen Films
Distribuidora: Caramel Films
Año: 2016
Estreno En España: 28/10/16
Titulo Original: I, Daniel Blake
Género: Drama, Independiente
Duración: 100 Minutos

ARGUMENTO:

Por primera vez en su vida, víctima de problemas cardiacos, Daniel Blake, carpintero inglés de 59 años, se ve obligado a acudir a las ayudas sociales. Sin embargo, a pesar de que el médico le ha prohibido trabajar, la administración le obliga a buscar un empleo si no desea recibir una sanción. En el transcurso de sus citas al “job center”, Daniel se cruza con Rachel, una madre soltera de dos niños que tuvo que aceptar un alojamiento a 450 km de su ciudad para evitar que la envíen a un hogar de acogida. Prisioneros de la maraña de aberraciones administrativas actuales de Gran Bretaña, Daniel y Rachel intentarán ayudarse mutuamente
 
Fuente: Caramel Films
 
CRÍTICA:
Después de Jimmy Hall's Ken Loach confesó que se sentía agotado y que se retiraba del mundo de la dirección. Sus allegados dudaban de esas palabras, sabían que Ken es una persona inquieta y no tardaría en interesarse en algún proyecto. Tanto el director como el guionista Paul Laverty se indignaban cada vez que la derecha británica cargaba contra la gente que vivía de las prestaciones sociales. La idea era poner en contra a la gente de pie contra los mas necesitados, falseando estadísticas conseguían crear un clima de desconfianza ante los mas marginados que era totalmente falso. Cuando Ken Loach y Laverty visitan una ONG en Nuneaton-lugar de infancia de Loach- este decide contar las injusticias que tienen que sufrir no solo gente en paro sino gente con empleos precarios que tienen que ir a los bancos de alimentos para poder llegar a fin de mes.
El resultado es un estremecedor drama social que se llevó la palma de oro en el Festival de Cannes.
Daniel Blake vive en Newcastle, es un carpintero que después de sufrir un infarto los médicos le prohíben trabajar durante un tiempo indeterminado, no le queda mas remedio que acudir a las ayudas sociales para recibir un subsidio pero de manera imprevista esta le es denegada teniendo que esperar un tiempo para alegar. Para no ser sancionado tiene que acudir al paro para justificar que está buscando empleo. Es la pescadilla que se muerde la cola, los médicos le prohíben trabajar pero asuntos sociales le dice que es apto, por su contra en el paro le obligan a buscar un trabajo que no puede aceptar debido a su estado de salud. Por si esto fuera poco casi todos los tramites requieren ser tramitados vía on-line algo que Dan desconoce por completo. En una de sus visitas al paro conoce a Rachel una madre soltera que para poder tener un techo donde vivir tiene que irse a 450 km del lugar de su residencia. Dan y Rachel se ayudaran mutuamente en esa lucha encarnizada contra el sistema laboral británico.
Ya desde la primera escena-un fundido en negro- donde oímos un cuestionario que parece ser una broma de mal gusto y a pesar de tener una vergonzosa sonrisa en la boca uno se revuelve en la butaca y se indigna ante tanta desfachatez que hay en esas preguntas. Comprobamos como tanto el nivel sanitario como el laboral en el Reino Unido es lamentable y eso desgraciadamente es extrapolable a muchos países europeos donde los contratos basuras están a la orden del día y los enfermos y trabajadores no son mas que números que hay que reducir de la manera que sea.
Ken Loach consigue en Yo, Daniel Blake un ritmo narrativo como hacia tiempo que no veíamos en el, no deja de interesar en ningún momento y solo en su parte final que parece estancarse algo y ese final tan cerrado son los únicos peros que podemos reseñar en una película muy recomendable gracias a lo tratado en el film. Sufrimos y empatizamos con unos personajes que debido al injusto sistema no paran de recibir los golpes de una vida que no se merecen. Por mucho empeño que quieran poner nada es fácil. La cinta no esconde nada y muestra la parte mas dura de lo que nos cuenta, varias escenas hacen que se te salten las lagrimas y te indignes ante las consecuencias de no tener un sustento para poder mantenerte. Seguro que hasta el mas duro se le escapa una lagrima.
Yo, Daniel Blake es una película necesaria para que no nos olvidemos que esos brotes verdes en la economía es a base de contratos basura que apenas dan para vivir, contratos que solo sirven para maquillar unas estadísticas pero que solo consiguen que cada vez mas gente vivan una vida mas ahogada.
DAVE JOHNS Y HAYLEY SQUIRES  EN YO, DANIEL BLAKE




NOTA: 7,5/10
RECOMENDADA PARA:
Gente que quiera ver una de las mejores películas de Ken Loach en mucho tiempo. Una historia que  te remueve las entrañas desde la primera hasta la ultima escena. Una película para comprender el sistema laboral británico que es equiparable al de muchos países europeos. Las actuaciones de Dave Johns y Hayley Squires.
YO , DANIEL BLAKE





TRAILER:





ENLACES:

Pedro de Frutos: ELÓNFALOS

Luis Martínez: ELMUNDO

Luis Arrechea: HABLADECINE

Carlos Boyero: ELPAIS

Alex Montoya: FOTOGRAMAS

Carlos Marañón: CINEMANIA

Nando Salvá: ELPERIODICO







 
 

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario